La repostería casera es una de esas cosas de la cocina que difícilmente se pueden superar. Ya sea porque podemos controlar mejor la calidad de los ingredientes o porque es la mejor manera de poder comerla recién hecha, nadie suele resistirse a un buen bizcocho o a unas galletas.

Magdalenas veganas rellenas
©Estela Nieto

Algunas recetas, como las magdalenas, presentan más ventajas todavía. Su formato es fácil de tomar y llevar, se cocinan más rápido que un bizcocho y si las rellenamos con mermelada como os enseño a continuación, son un dulce infalible. Usaremos en esta ocasión la mermelada de fresa.

  • Tiempo de preparación: 15minutos.
  • Tiempo de reposo: 18-20 minutos.

Ingredientes (9-12 unidades)

  • 2 plátanos maduros (200 gr aproximadamente).
  • 250 ml de bebida vegetal de soja.
  • 300 gr de harina de trigo.
  • 2 cucharaditas de impulsor químico o polvo de hornear.
  • 75 gr de azúcar.
  • 75 gr de aceite de oliva virgen extra.
  • 1 cucharadita de zumo de limón.
  • 80 gr de mermelada de fresa

Elaboración

  1. Precalentar el horno a 180˚C. Comenzar por pelar los plátanos y picar en trozos medianos. Triturar junto con la bebida vegetal de soja, la cucharadita de zumo de limón y el azúcar. Puedes usar el endulzante seco que más te guste, azúcar, panela, eritritol, azúcar integral… Una vez tengamos una crema fina y sin trozos, reservar.
  2. Tamizar con un colador grande la harina junto con el polvo de hornear para que quede muy hueca y aireada. Añadir la crema de la batidora, el aceite de oliva y mezclar para que quede una masa con los ingredientes bien integrados.
  3. Preparar unos moldes de magdalenas con unas cápsulas de papel. Si quieres colocar la masa directamente en el molde deberás encamisarlos con algo de margarina y un poco de harina para que la masa pueda despegarse una vez las magdalenas estén cocinadas.
  4. Colocar la masa en los moldes, sin superar los dos tercios de su capacidad y llevar al horno a 180˚C durante 18 minutos. La masa debería crecer y dorarse en la superficie.
  5. Comprobar que el interior está cocinado con un palito para ver si el interior está cuajado o aún sigue húmedo. Dejar enfriar sobre una rejilla.
  6. Mientras tanto, batir la mermelada para que quede ligera y usar una jeringa o una boquilla alargada con una manga para rellenar las magdalenas con la mermelada de fresa. Puedes aprovechar las grietas en la superficie de las magdalenas para inyectar la mermelada o bien hacerlo desde abajo para que el agujero quede oculto.
  7. Decorar con azúcar glass la superficie y servir.

Autores: Iván Iglesias, Chef y profesor de cocina vegana y Estela Nieto, Psicóloga, Master en psicopatología y salud, y especialista en psiconutrición.

Suscríbete a la Newsletter y recibe Bueno y Vegano gratis cada mes en tu correo

Bueno y Vegano, tu mensual 100% vegano
Bueno y Vegano Abril 2024