Malasaña es amor a primera vista. Este céntrico barrio de Madrid, que se asocia a la explosión de la mítica movida madrileña de los años 70-80, ha sabido mantener su esencia y, a la vez, adaptarse a las últimas tendencias.

De veganeo por el barrio madrileño de Malasaña

Podría pasar días sin salir de Malasaña… ¡lo tiene todo! Librerías, tiendas vintage, plazas con encanto, cafeterías, restaurantes y bares… ¡veganos! Por tener, tiene hasta un tour vegano. Diana, su guía, te lleva a degustar platos veganos sabrosos explicándote la historia del barrio y de la gastronomía madrileña.

¡Aquí va nuestra ruta para un día -mejor dos o tres- muy completo por la Malasaña vegana!

Empezamos el día desayunando en Bombón, una chocolatería vegana, ecológica y de comercio justo. En un coqueto local vintage podrás degustar un chocolate con nata montada y porras o churros. Puedes elegir el tipo de chocolate y la temperatura, la leche vegetal, la consistencia y añadir sabores opcionales como canela, jengibre o cardamomo. Hay otros extras como bolas de helados. Además de chocolate y café, tienen tostadas y una amplia selección de dulces como palmeritas y cruasanes (¡los hay rellenos de nutella!). Si eres más de brunch, Chilling Café te espera.

Con el estómago lleno, es hora de deambular por las estrechas calles de Malasaña y descubrir alguno de sus secretos. Podéis aprovechar para entrar en una de las iglesias más impresionantes de la capital española, la de San Antonio de los Alemanes. No os llamará la atención por fuera, pero os sorprenderá por dentro: es una joya.

Es hora de comer y nos apresuramos para llegar al restaurante Vega antes de que empiece a llenarse como suele pasar diariamente. En un local con decoración moderna, ofrecen platos caseros y sabrosos con productos ecológicos y de proximidad. Si vas solo, aprovecha que compartirás mesa para conocer a locales y foráneos. Otro clásico es Loving Hut, el primer restaurante vegano que abrió en Madrid en 2010. En un espacio amplio y cálido, preparan platos con sabores asiáticos, como seitán al curry, y también platos de la gastronomía española.

¿Siesta? ¿O vueltecita, café y donuts? En Delish – Vegan Doughnuts tienen donuts esponjosos de sabores variados. Si eres más de tartas, cupcakes y cookies… pásate por Freedom Cakes. Yo opté por una deliciosa tarta de nutella casera con un bizcocho de chocolate (puedes verla en la foto principal de este artículo).

Y para cenar, puedes saborear un pisto clásico de verduras con picatostes acompañado de un tinto de verano en el fascinante Mercado de San Ildefonso.

De veganeo por el barrio madrileño de Malasaña

Ya que estamos en Madrid, no pierdas la oportunidad de probar calamares veganos: los hacen -con o sin pan- en B-13 Bar Restaurante, una taberna auténtica con pegatinas reivindicativas, raciones -¡tortilla de patatas!, bocadillos y platos combinados, y en Mad Mad Vegan, establecimiento que arrancó en el Mercado de San Ildefonso y que ahora está a unas pocas calles, en el barrio de Chueca. Además de calamares rebozados crujientes muy logrados acompañados con mayonesa vegana, ofrecen hamburguesas, tacos, aritos de cebolla y patatas, entre otros.

De veganeo por el barrio madrileño de Malasaña

Si eres más de cocina italiana, pásate por Pizzi Dixie. Y para probar la cocina crudivegana, ves a Crucina, el primer restaurante crudivegano de la ciudad abierto desde 2011. ¡A disfrutar de la Malasaña vegana!

  • Bombón (Pl. de Carlos Cambronero, 1)
  • Chilling Café (C/ Estrella, 5)
  • Vega (C/ de la Luna, 9)
  • Loving Hut (C/ de los Reyes, 11)
  • Delish – Vegan Doughnuts (C/ Cristo, 3)
  • Freedom Cakes (C/ de la Luna, 14)
  • Mercado de San Ildefonso (C/ de Fuencarral, 57)
  • B-13 Bar Restaurante (C/ de la Ballesta, 13)
  • Mad Mad Vegan (C/ de Pelayo, 19)
  • Pizzi Dixie (C/ de San Vicente Ferrer, 16)
  • Crucina (C/ del Divino Pastor, 30)

Autora: Cristina Fernández, Periodista, Vegana y Viajera.

Bueno y Vegano, tu mensual 100% vegano
Bueno y Vegano Junio 2020

Suscríbete a la Newsletter y recibe Bueno y Vegano gratis cada mes en tu correo

2 COMENTARIOS

  1. Falta uno que para mí es un referente en Malasaña: Landareak. Su dedicación y trabajo merece un hueco entre todos los excelentes restaurantes y pastelerías que habéis mencionado.

  2. Por comentar también Hakuna matata veggie que acaba de instalarse en la calle Galileo, 12.
    Todo proyecto vegano merece estar en un artículo que se muestra como divulgativo.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here