En el mundo de la repostería podemos encontrar recetas con gran variedad de harinas, maíz, avena, trigo, arroz, trigo sarraceno… Una de las menos conocidas es la harina de coco. Os proponemos galletas de coco y plátano.

Receta: Galletas de coco y plátano

Con un sabor suave a coco, aporta una gran cantidad de fibra soluble en nuestras recetas. Además, no contiene gluten. Si te animas a utilizarla tendrás que tener en cuenta que absorbe más líquido que otras harinas, como la de trigo. Y que si la utilizas únicamente en tu receta, el resultado puede ser demasiado denso. Por eso es aconsejable combinarla con otra, ya sea trigo, espelta o almidón de maíz para conseguir un acabado más tierno.

Si aún no la conoces, puedes estrenarte con unas deliciosas galletas, sin gluten, de coco y plátano. Muy ricas en fibra y con un sabor y aroma deliciosos.

  • Dificultad: Baja.
  • Tiempo de preparación: 15 minutos.
  • Tiempo de cocción: 18 minutos.

Ingredientes (para 18 unidades):

  • 100 gr de harina de coco AMANDÍN.
  • 30 gr de azúcar de coco AMANDÍN.
  • 200 gr de plátano.
  • 2 cucharadas (15 gr) de lino molido.
  • 50 ml de bebida de soja.
  • 40 gr de aceite de coco (oliva o girasol).
  • 50 gr de copos de avena sin gluten.
  • 2 cucharadas de pepitas de chocolate negro.

Elaboración:

  1. Comenzar por precalentar el horno a 180°C.
  2. Pelar los plátanos y chafarlos con un tenedor hasta obtener una crema homogénea. Es preferible que los plátanos estén maduros para que aporten dulzor natural a la receta sin necesidad de añadir más azúcar.
  3. Por otro lado, mezclar las semillas de lino molido con la bebida de soja. Dejar reposar durante 15 minutos para que el lino absorba la humedad y se vuelva muy viscoso.
  4. Mezclar la harina de coco con los copos de avena y el azúcar de coco. Entonces incorporar el plátano chafado, las semillas de lino molidas y remojadas y el aceite de coco. En caso de utilizar cualquier otro aceite, es preferible que sea de sabor suave. El aceite de coco aportará, además, un sabor más intenso a coco, delicioso en este tipo de preparaciones dulces.
  5. Mezclar con una espátula o una cuchara hasta que todos los ingredientes estén completamente integrados. La masa resultante debería ser espesa y algo pegajosa aún.
  6. Tomar porciones de 25 gr, aproximadamente dos cucharadas, y formar una bola. Aplastar dando forma de galleta y colocar sobre una bandeja de horno.
  7. Entonces colocar las gotas de chocolate negro en la superficie de cada galleta.
  8. Hornear durante 18-20 minutos a 180°C con calor arriba y abajo, o bien con ventilador. En caso de usar horno con ventilador reducir un poco la temperatura para que no se quemen demasiado rápido, a 170°C.
  9. Cocinar hasta que estén doradas. Y dejar enfriar completamente sobre una rejilla.

Si deseas un acabado crujiente, es preferible hacerlas más finas. Pero consúmelas pronto porque con el tiempo se ablandarán.

PATROCINADO POR
Amandín. La opción más saludable

Autores: Iván Iglesias, Experto universitario en Nutrición y Dietética y Estela Nieto, Psicóloga, Master en psicopatología y salud, y especialista en psiconutrición.

Bueno y Vegano, tu mensual 100% vegano
Bueno y Vegano Junio 2020

Suscríbete a la Newsletter y recibe Bueno y Vegano gratis cada mes en tu correo

1 COMENTARIO

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here