En abril del año 2020, la ONG Cruelty Free International (CFI) destapó escenas de extrema crueldad animal en el laboratorio Vivotecnia, situado en Madrid. Las reacciones fueron inmediatas y se sucedieron movilizaciones pidiendo el cierre de la instalación y la liberación de los animales. ¿Qué ha pasado desde entonces?

vivotecnia
123rf Limited©pavelrusak

Reacción a las imágenes

«La publicación de las imágenes causaron una gran conmoción. Durante las primeras horas, fueron los activistas por los derechos de los animales los que más se movilizaron, presentándose en las instalaciones del laboratorio en Madrid para exigir el decomiso de los animales. Todos los medios de comunicación, tanto escritos como audiovisuales, comenzaron entonces a hacerse eco de la noticia», explica a Bueno y Vegano Lucía Arana, periodista y activista por los derechos de los animales, y quien publicó la primera noticia sobre el tema en España en el blog El Caballo de Nietzsche de eldiario.es. Y añade: «Las redes ardían, una parte de la comunidad científica se vio obligada a posicionarse y más de 300 entidades firmaron un comunicado exigiendo el cierre del laboratorio y el traslado de los animales a lugares seguros».

El vídeo revela imágenes gore obtenidas durante dos años por la empleada Carlota Saorsa -un pseudónimo-. Saorsa facilitó las imágenes a CFI tras avisar a sus superiores sobre estas crueles prácticas y ser ignorada. En cerca de 10 minutos se pueden ver perros de raza beagle, cerdos de pocas semanas de vida, monos, conejos, ratones y ratas sometidos a malos tratos y a una crueldad gratuita e insoportable. Los trabajadores sin un ápice de compasión se ríen, insultan y bromean sobre los animales, aplicando mal las técnicas y causándoles mayor dolor, mientras éstos sufren y sufren.

Las imágenes no dan cabida a la interpretación. Sin embargo, Vivotecnia negó la mayor y señaló en un comunicado al diario británico The Guardian que trabajan para «garantizar la calidad, siempre teniendo en cuenta el bienestar animal». Esta compañía, que ha conseguido subvenciones públicas, se dedica a la investigación por contrato (CRO) en las áreas de toxicología y seguridad farmacológica, tal y como describe en su página web. Ofrecen servicios en el ámbito del desarrollo preclínico a compañías farmacéuticas y biotecnológicas, así como estudios de seguridad para productos de la industria cosmética, química, agro-química, biocidas y productos sanitarios.

El vídeo constata cómo Vivotecnia ha estado violando las leyes en materia de experimentación animal tanto nacionales como europeas: concretamente, el Real Decreto 53/2013 por el que se establecen las normas básicas aplicables sobre animales de experimentación y con otros fines científicos, la Ley 32/2007 para el cuidado de animales, y la Directiva 2010/63/EU relativa a la protección de los animales utilizados para fines científicos.

Hay otros métodos alternativos para la investigación científica, aunque la dotación de fondos para fomentarlos es insuficiente

Tras las movilizaciones iniciales, con decenas de personas instaladas día y noche delante de las puertas del laboratorio, parecía que los animales iban a tener un final digno. «La Comunidad de Madrid informó de que se suspendía la actividad en el laboratorio, algo que posteriormente se descubrió que nunca fue así, ya que en todo momento se continuó experimentando con los animales bajo la excusa de concluir los tests que ya estaban en marcha. Las y los activistas se fueron de Vivotecnia tras recibir un compromiso por parte de las autoridades de que los animales serían rescatados», recuerda Arana.

El compromiso, en medio de la campaña electoral en la Comunidad de Madrid, fue solo humo. Ni un solo animal fue liberado y los experimentos en ese horrible lugar siguieron y siguen adelante.

vivotecnia
123rf Limited©ninewb

¿Y los animales?

«A día de hoy, los animales siguen dentro y se ha seguido experimentando con ellos, algo que no se dejó de hacer en ningún momento. Se negó el decomiso cautelar solicitado por varias entidades, entre ellas Cruelty Free International, y la Comunidad de Madrid levantó en el mes de junio la suspensión temporal. El laboratorio sigue operando como si no hubiese pasado nada», denuncia Arana.

«Carlota, la empleada que grabó las imágenes, prestó declaración ante el juez hace pocas semanas y aportó detalles aún más escandalosos sobre la actividad de Vivotecnia como la inoperancia del obligatorio «comité de ética» o la manipulación de los resultados de los ensayos para ocultar efectos dañinos de los productos testados. Ese sería el caso, por ejemplo, del perro beagle que se desangró en el suelo durante horas hasta que alguien le practicó la eutanasia y fue sustituido por otro animal de la misma raza para continuar con el experimento, sin que ello quedase documentado en ningún sitio», explica la periodista.

Organizaciones animalistas como FAADA y Animanaturalis han interpuesto denuncias y están a la espera de que la justicia se pronuncie: hasta ahora lo único que ha hecho ha sido desestimar la solicitud de medidas cautelares que supondrían el decomiso de los animales. Al mismo tiempo, los defensores de los animales intentan que los animales que sufren en el interior de Vivotecnia no queden en el olvido.

El vídeo constata cómo Vivotecnia ha estado violando las leyes en materia de experimentación animal tanto nacionales como europeas

Siguen los experimentos

Para las administraciones públicas no sólo han quedado en el olvido, sino que además han confiado en Vivotecnia de nuevo para el cuidado de sus animalarios o para nuevos experimentos, tal y como destapó el diario El País a principios de diciembre. Concretamente, los cuatro organismos públicos españoles que han destinado un total de un millón de euros a esta empresa son el Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC), la Gerencia de Atención Integrada de Albacete – Complejo Hospitalario Universitario, la Universitat Jaume I de Castellón y el Parque Científico de Barcelona, perteneciente a la Universitat de Barcelona.

Según las últimas estadísticas publicadas por el Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación, del año 2019, se llevaron a cabo 817.742 experimentos con animales en España. En la Unión Europea, según datos de 2018, se utilizaron para la experimentación animal un total de 8.921.758 animales. Se usaron mayormente en investigación básica y aplicada, en estudios regulatorios destinados a garantizar la seguridad de los medicamentos y otros productos, para la producción rutinaria, y en la educación y la formación.

Ni un solo animal fue liberado y los experimentos en ese horrible lugar siguieron y siguen adelante

Existen, por tanto, numerosos laboratorios donde se experimenta con animales, uno de los más controvertidos es el de la empresa Camarney, situada en Camarles, Tarragona. Se trata de una «granja o criadero» de macacos cangrejeros -monos de tamaño medio que no llegan a pesar 10 kilogramos-, importados desde las Islas Mauricio, y que una vez en España se venden a laboratorios de toda Europa. Los animalistas llevan años denunciando las condiciones en las que sobreviven estos animales.

No estamos ante una disyuntiva, o los humanos o el resto de los animales, sino que hay otros métodos alternativos para la investigación científica, aunque la dotación de fondos para fomentarlos es insuficiente. Las principales alternativas son usar modelos computacionales de predicción e integración de datos, utilizar organismos tales como bacterias, hongos, algas, protozoos, plantas o invertebrados, usar embriones en las etapas iniciales y métodos in vitro, y emplear estrategias de experimentación integradas, entre otras.

Grupos de científicos se han unido en diversas organizaciones para reclamar alternativas a la experimentación animal como la Red Española para el Desarrollo de los Métodos Alternativos a la Experimentación Animal (REMA) y la Plataforma Europea de Alternativas a los Animales de Laboratorio (ECOPA).

Autora: Cristina Fernández, Periodista

Suscríbete a la Newsletter y recibe Bueno y Vegano gratis cada mes en tu correo

Bueno y Vegano, tu mensual 100% vegano
Bueno y Vegano Octubre 2022

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí