Los delfinarios son centros que mantienen mamíferos marinos, cetáceos (delfines, orcas, belugas), en cautividad. En ellos, estos inteligentes animales deben participar en espectáculos, sesiones de fotos e interacciones de todo tipo.

Por el fin de la cautividad de los cetáceos

Las necesidades básicas de los cetáceos, especies que recorren grandes distancias a diario (entre 65 y 160 km al día) y que forman grupos sociales muy complejos, hacen que sea imposible garantizar su bienestar en tanques dónde solo pueden dar vueltas en círculo.

La alimentación a base de pescado congelado y que obtienen a cambio de obedecer las órdenes de los entrenadores, también tiene consecuencias negativas para su salud y les impide utilizar su sentido más característico: la ecolocalización.

Desafortunadamente, la forma de la mandíbula de los cetáceos se parece a una sonrisa humana y proyecta la falsa imagen de unos animales felices. En realidad, la mayoría de ellos están deprimidos y estresados por lo que tienen que ser medicados diariamente y acaban enfermando o volviéndose agresivos.

Desde nuestro proyecto SOSdelfines realizamos inspecciones en los delfinarios de España, charlas educativas, proporcionamos material informativo a voluntarios y concienciamos sobre la realidad de estos animales. En 2016 desde FAADA, a través de la campaña #AdéuDelfinari conseguimos que el Ayuntamiento de Barcelona tomara la decisión de no construir un nuevo delfinario y se comprometiera a buscar la mejor reubicación para los 6 delfines de la ciudad.

¿Quieres ayudarnos?

Recomendado: Cetáceos y cautiverio, conceptos incompatibles

Bueno y Vegano, mensual gratuito impreso y digital 100% vegano
Bueno y Vegano Enero 2018

Suscríbete a la Newsletter y recibe Bueno y Vegano gratis cada mes en tu correo

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here