Ensalada detox

Con la vuelta al cole, es momento de volver a planificar y organizarse bien para comer ¡aún mejor! Y eso se consigue fácilmente preparando un suculento Tarro de Ensalada Detox con un aliño probiótico, que realza todo el sabor de sus ingredientes además de cuidar de nuestra flora intestinal.

El Shiro miso como fermentado de soja que es, ayuda a repoblar nuestra microbiota, es decir “nuestro batallón” manteniéndolo contento y fuerte. Es también un excelente alcalinizante y vigorizante además de nutrir la sangre y mejorar las digestiones lentas. Es importante asegurarse que no esté pasteurizado para no perder su valioso poder medicinal, y guardarlo preferiblemente en tarro de cristal y una vez abierto, en nevera. Combinado con el poder antibiótico del ajo y jengibre, nos aseguramos de subir las defensas y sistema inmunitario para antes de que llegue el frío con el cambio estacional del otoño.

Por otro lado, como tras las vacaciones, se suele venir algo más encharcado o hinchado, esta Ensalada Detox es la que va a hacer falta para hacer un reset saludable, y volver a recuperar el buen hábito de comer fresco, crudo, con colorido y disfrutar de diferentes texturas y sabores .

La remolacha cruda es rica en hierro, vitamina C y en betacianinas, unos pigmentos de gran poder antioxidante. Es también depurativa y antiinflamatoria, y rica en fibra al igual que el calabacín. El hinojo crudo macerado es de mayor asimilación porque el aceite, limón y sal rompen y ablandan sus fibras, lo que contribuye a conseguir una textura muy agradable además de refrescante. Se complementa muy bien con cualquier legumbre ya que es una verdura carminativa y digestiva, ayudando así a reducir los posibles y frecuentes gases producidos por el alto contenido en fibra.

Y por último, sumamos un aporte de proteína vegetal y de saciedad, gracias a los garbanzos y a las semillas de cáñamo, también ricas en Omega 3, convirtiendo este tarro en un plato bien equilibrado y compensado. Encontramos en cada bocado, variedad de verduras alcalinizantes, abundantes vitaminas antioxidantes y propiedades tanto detoxificantes  como digestivas.

En definitiva, se trata de un plato nutricional vibrante, práctico de llevar y de preparar incluso la noche anterior, para llenarse de vitalidad y energía, con alimentos limpios y beneficiosos para una vuelta al cole ¡radiante!

Utensilios

  • Espiralizador
  • Mandolina
  • Rallador
  • arro o tupper de vidrio con cierre hermético

Ingredientes para el Tarro de Ensalada Detox

  • 1/2 remolacha bio finamente rallada
  • 1/2 calabacín bio con piel y grande, en finas espirales
  • 2 rabanitos laminados
  • 1/4 de hinojo fresco laminado y marinado con limón, sal y aceite de oliva virgen
  • 1/3 taza de garbanzos cocidos marinados con limón, hinojo, sal y aceite de oliva virgen
  • 1 taza de espinacas frescas
  • un puñado de germinados de alfalfa o brócoli
  • 1 c. sopera de semillas de cáñamo

Ingredientes para el aliño probiótico

  • 3 c. soperas de aceite de oliva virgen presión en frío
  • 1 c. sopera de vinagre de umeboshi, sin pasteurizar
  • 5 ml de shiro miso no pasteurizado
  • 1 c. postre ajo en polvo
  • 1 c. postre  jengibre en polvo

Elaboración

  1. Colocar en el fondo del tarro, la remolacha, seguidamente del calabacín, rabanitos e hinojo.
  2. Seguir montando el tarro con los garbanzos, espinacas y los germinados como última capa.
  3. Espolvorear las semillas y reservar.
  4. En otro tarro pequeño, verter el aceite junto con el vinagre y mezclar bien.
  5. Añadir el resto de ingredientes hasta que quede homogéneo.
  6. Cerrar los tarros y ¡agitar el aliño antes de servir!

Autora: Mareva Gillioz, Dietista y Coach nutricional, especializada en Naturopatia. Certificada en cocina crudivegana por Matthew Kenney Culinary Institute.
Bueno y Vegano Septiembre 2017

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here